Remedios caseros para el flemón –

Aplica hielo o una compresa fría sobre la zona inflamada. De esta manera, conseguirás bajar el flemón ligeramente.Enjuágate la boca con agua tibia y sal, Así, lograrás drenar una parte del pus acumulado en el flemón.Coloca una bolsita de té negro sobre el flemón. Caliéntala previamente y deja que se enfríe para que no te queme. Te ayudará a desinflamar la zona y drenar el pus. Utiliza aceite de árbol de té : disuelve una cucharada en un vaso de agua, humedece un algodón con la mezcla y colócalo sobre la zona afectada. Puedes repetir el proceso tres veces al día.Mezcla clavo de olor con agua. Aplica la pasta resultante sobre el flemón y déjala actuar durante 15 minutos. Puedes repetir el procedimiento tres veces al día.

¿Qué pasa si me pinchó un flemón?

Es muy importante no intentar tratar el flemón sin ponerse en manos de un especialista, ya que en vez de solucionar el problema, podemos empeorar la infección. Así, jamás debes pinchar o intentar explotar un flemón o absceso dental.

¿Cómo se revienta un flemón de la muela?

¿Cómo saber si tienes un flemón dental? – Síntomas que suelen ser inequívocos para saber si se padece un flemón dental.

Dolor muy fuerte en la zona afectada.Inflamación de la encía y de la cara de la zona afectada.Fiebre.Dificultad para poder abrir la boca.

Los flemones son como bolsas de pus que se forman por una infección en tu diente Esta infección tiene que salir por algún sitio, con lo cual, cuando este alcance su máximo de hinchazón, el solo revienta, soltando un liquido purulento. Para remitir el flemón tu dentista te indicará el antibiótico más adecuado.

¿Cómo quitar un absceso de pus en la encía?

¿Cómo tratar el pus en la encía? – No existe un fármaco universal específico para el pus en la encía. El problema del absceso en la encía, en primer lugar, requiere una visita al dentista, Él o ella evaluará la etapa de la inflamación en base a rayos X y examen intraoral.

Y, a partir de esto, planificará el tratamiento terapéutico. El pus de la cavidad debe evacuarse adecuadamente a través del drenaje de la bolsa periodontal, Con cambios muy profundos, puede ser necesario hacer una incisión para una limpieza adecuada. También se utiliza el tratamiento endodóntico o del conducto radicular.

Dependiendo de la causa, el mejor tratamiento será la extirpación de la parte de la raíz afectada. El pus no tratado puede conducir al desarrollo de complicaciones generalizadas graves. Por lo tanto, no se debe subestimar la situación en la que aparece una burbuja con pus en la encía.

¿Cómo sacar el pus de un flemón?

Remedios caseros para el flemón –

Aplica hielo o una compresa fría sobre la zona inflamada. De esta manera, conseguirás bajar el flemón ligeramente.Enjuágate la boca con agua tibia y sal, Así, lograrás drenar una parte del pus acumulado en el flemón.Coloca una bolsita de té negro sobre el flemón. Caliéntala previamente y deja que se enfríe para que no te queme. Te ayudará a desinflamar la zona y drenar el pus. Utiliza aceite de árbol de té : disuelve una cucharada en un vaso de agua, humedece un algodón con la mezcla y colócalo sobre la zona afectada. Puedes repetir el proceso tres veces al día.Mezcla clavo de olor con agua. Aplica la pasta resultante sobre el flemón y déjala actuar durante 15 minutos. Puedes repetir el procedimiento tres veces al día.

¿Cuánto tarda un flemón en irse?

Si has tenido un flemón seguro que te has preguntado, ¿cuánto dura? La duración de un flemón es muy variable en función de la gravedad de la infección pero la media es de unos cuatro días si se trata a tiempo.

¿Cómo drenar un flemón dental?

Además de examinar el diente y el área alrededor de este, el dentista puede hacer lo siguiente:

Dar pequeños golpecitos en los dientes. Un diente que tiene un absceso en la raíz suele ser sensible al tacto o a la presión. Recomendar una radiografía. Una radiografía del diente doloroso puede ayudar a identificar un absceso. El dentista también puede usar la radiografía para determinar si la infección se ha extendido y ha causado abscesos en otras áreas. Recomendar una tomografía computarizada. Si la infección se ha extendido a otras áreas en el cuello, se puede usar una tomografía computarizada para determinar la gravedad de la infección.

El objetivo del tratamiento es deshacerse de la infección. Para lograrlo, el dentista puede hacer lo siguiente:

Abrir (hacer una incisión) y drenar el absceso. El dentista hace un corte pequeño en el absceso, que permite que drene el pus y luego lava el área con agua salada (solución salina). Ocasionalmente, se coloca un pequeño drenaje de goma para mantener abierta el área y drenar mientras la hinchazón disminuye. Hacer un procedimiento del canal radicular. Esto puede ayudar a eliminar la infección y salvar el diente. Para hacerlo, el dentista perfora el diente, elimina el tejido central afectado (pulpa) y drena el absceso. Luego, llena y sella la cámara de la pulpa y el canal radicular del diente. El diente puede cubrirse con una corona para hacerlo más fuerte, especialmente si se trata de una muela. Si cuidas el diente arreglado de manera adecuada, puede durar toda la vida. Extraer el diente afectado. Si el diente afectado no se puede salvar, el dentista lo sacará (extraerá) y drenará el absceso para eliminar la infección. Recetar antibióticos. Si la infección se limita al área del absceso, es posible que no necesites antibióticos. Pero si la infección se ha propagado a los dientes cercanos, la mandíbula u otras áreas, es posible que el dentista te recete antibióticos para detener la propagación. También puede recomendar antibióticos si tienes un sistema inmunitario debilitado.

Mientras la zona cicatriza, el dentista te podría recomendar estas medidas para ayudar a aliviar las molestias:

You might be interested:  Dolor De Regla Muy Fuerte Como Quitar

Enjuagarte la boca con agua tibia con sal. Tomar analgésicos de venta libre, como acetaminofén (Tylenol y otros) e ibuprofeno (Advil, Motrin IB y otros), según sea necesario.

¿Qué pasa si no sé drena un absceso dental?

Cuándo consultar al médico – Consulta con tu dentista de inmediato si tienes algún signo o síntoma de absceso dental. Si tienes fiebre e hinchazón en la cara y no puedes comunicarte con el dentista, ve a la sala de emergencias. También debes ir a la sala de emergencias si tienes dificultad para respirar o tragar.

Estos síntomas pueden indicar que la infección se ha extendido más profundamente en la mandíbula, la garganta o el cuello, o incluso en otras áreas del cuerpo. Un absceso dental periapical se produce cuando las bacterias invaden la pulpa dental. La pulpa dental es la parte más profunda del diente que contiene vasos sanguíneos, nervios y tejido conectivo.

Las bacterias ingresan a través de una caries o por una grieta o rajadura en el diente y se extienden hasta llegar a la raíz. La infección bacteriana puede provocar hinchazón e inflamación en la punta de la raíz. Estos factores pueden aumentar el riesgo de padecer un absceso dental:

Malos hábitos y cuidados dentales. No tener los cuidados adecuados de los dientes y las encías, como no cepillarte los dientes dos veces al día y no usar hilo dental, puede aumentar el riesgo de problemas dentales. Estos problemas pueden incluir caries dentaria, enfermedad de las encías, abscesos dentales y otras complicaciones de la boca y los dientes. Una alimentación con alto contenido de azúcar. Comer y beber frecuentemente productos con alto contenido de azúcar, como dulces y gaseosas, puede contribuir a la formación de caries, que pueden provocar abscesos dentales. Sequedad en la boca. Tener la boca seca puede aumentar el riesgo de caries dentarias. Por lo general, la boca seca se debe al efecto secundario de determinados medicamentos o problemas relacionados con el envejecimiento.

Un absceso dental no desaparecerá a menos que lo trates. Si el absceso se rompe, el dolor puede mejorar mucho y te hará creer que el problema se ha ido, pero aún necesitas recibir tratamiento dental. Si el absceso no drena, la infección puede extenderse a la mandíbula y a otras áreas de la cabeza y el cuello.

  • Si el diente se encuentra cerca de los senos maxilares (dos espacios grandes debajo de los ojos y detrás de las mejillas), también puedes desarrollar una abertura entre el absceso y los senos paranasales.
  • Esto puede causar una infección en la cavidad de los senos paranasales.
  • Incluso podrías desarrollar una septicemia, que es una infección potencialmente mortal que se propaga por todo el cuerpo.

Si tienes un sistema inmunitario debilitado y dejas un absceso dental sin tratar, el riesgo de que se propague una infección aumenta aún más. Evitar las caries dentarias es fundamental para prevenir los abscesos dentales. Cuida bien tus dientes para evitar que se formen caries dentarias:

Bebe agua con fluoruro. Cepíllate los dientes durante dos minutos al menos dos veces al día usando pasta dental con fluoruro. Usa hilo dental o un limpiador dental con chorro de agua para limpiar entre los dientes todos los días. Reemplaza el cepillo de dientes cada 3 o 4 meses, o cuando veas que las cerdas están deshilachadas. Ingiere alimentos saludables, limita la ingesta de productos azucarados y de refrigerios entre comidas. Visita periódicamente al dentista para hacer controles y limpiezas profesionales. Considera usar un enjuague bucal antiséptico o con fluoruro para sumar una capa adicional de protección contra la caries dentaria.

¿Qué antibiótico se toma para un flemón?

Cuando aparece la infección se forma un depósito de pus y se inflama el tejido blando de la zona. Para su eliminación, la receta de antibióticos (cómo el Rhodogil ) es una solución recurrente.

¿Cómo sacar la pus de un absceso dental en casa?

Enjuague con agua salada – Un enjuague con agua salada puede ayudar a eliminar las bacterias y el pus de un absceso, El agua salada también puede calmar las molestias. Si bien el enjuague puede proporcionar algo de alivio cuando tiene un absceso, tenga en cuenta que el agua salada por sí sola no será suficiente para eliminar la infección.

¿Cómo ablandar un absceso?

Tratamiento de los abscesos – Evita que tu hijo toque, apriete, pellizque o reviente el absceso, porque podría propagar la infección a otras partes más profundas del cuerpo, lo que empeoraría la situación. Impide que tu hijo comparta ropa, paños, toallas, sábanas ni cualquier otra cosa que pueda haber entrado en contacto con el absceso.

  • Para ayudar a que el absceso se abra y drene bien, intenta aplicar compresas tibias sobre él,
  • Puedes fabricar una compresa mojando una toalla en agua tibia (no caliente) y colocándola sobre el absceso durante varios minutos.
  • Hazlo varias veces al día.
  • Lávate siempre las manos antes y después de tocar el absceso.

Llama al médico si el absceso de tu hijo no se cura después de haberlo tratado en casa, le duele más, se le hincha más y/o se le pone más rojo, aparecen manchas rojas alrededor de la zona infectada, tu hijo tiene fiebre o escalofríos, se encuentra peor de repente o se siente más cansado.

  1. El médico explorará el absceso para decidir si es necesario drenarlo.
  2. Lo haría administrando anestesia local y haciendo un pequeño corte para que fuera saliendo el pus.
  3. Si tu hijo se somete a este procedimiento, asegúrate de seguir las instrucciones de limpieza y vendaje de la herida.
  4. Es posible que el médico le recete un antibiótico, en forma de jarabe o de comprimidos, para tratar la infección.

Te debes asegurar de que el niño completa el tratamiento, incluso aunque empiece a encontrarse mejor antes de acabarlo. Llama al médico si la herida no se empieza a curar al cabo de pocos días o si se reactiva.

¿Cómo ablandar un absceso dental?

Los buches con agua tibia y sal son muy efectivos para calmar el dolor. Buches con agua tibia y bicarbonato también resultan positivos, pues eliminan las bacterias y y desinfectan la zona.

¿Cómo sacar la raíz de un absceso?

¿Cómo se tratan los abscesos en la piel? – Los abscesos pueden mejorar después de que se abran y se drene el pus que contienen. Aplicar una compresa tibia sobre un absceso puede ayudar a que ocurra esto. Para fabricar una compresa, moje una toalla o paño en agua tibia (no caliente) y colóquela sobre el absceso durante varios minutos.

Hágalo varias veces al día. Lávese siempre las manos a fondo antes y después de tocar el absceso. Si el absceso no se abre solo y drena, llame al médico de su hijo. A veces los abscesos deben ser drenados por un médico. El médico aplicará un medicamento anestesiante y luego hará un pequeño corte en el absceso para que pueda salir el pus que contiene.

El corte se deja abierto para que pueda drenar bien el pus y curarse solo. A veces los abscesos también se tratan con antibióticos, aunque estos medicamentos no siempre son necesarios. Si su hijo se trata con antibiótico, asegúrese de darle todas las dosis, tal y como se lo haya indicado su médico, incluso aunque empiece a encontrarse mejor antes de completar el tratamiento.

You might be interested:  Como Recuperar La Contraseña Del Certificado Digital

¿Cuánto tiempo se puede estar con un absceso dental?

¿Cuánto tiempo tarda en desaparecer un absceso dental? – Si tu odontólogo, te ha recetado antibióticos y antiinflamatorios, tu flemón habrá desaparecido en pocos días, Normalmente, en 1 o 2 días habrás conseguido reducir la inflamación de la encía con el medicamento. Desde Belén Pérez Dental, tu clínica dental en Getxo, esperamos que os haya ayudado este post para entender a qué se debe la aparición de un flemón. Si tenéis alguna duda o consulta, contactar con nosotros. ¡Estaremos encantados de asesorarte y ayudarte en todo! Puedes encontrarnos en Av. de los chopos s/n (Rotonda de Fadura) 48992. Getxo, Vizcaya.

¿Cuál es el mejor antibiotico para la infección dental?

Farm Comunitarios.10(Suplemento 1):107 1. Investigador de la Universidad Castilla-La Mancha.2. Farmacéutico comunitaria, Albacete Collado JM, Játiva P, Carbajal JA. Atención farmacéutica en infecciones dentales: diseño de un protocolo en farmacia comunitaria con la finalidad de reducir las resistencias a los antibióticos (trabajo de fin de grado). Farm Comunitarios.10(Suplemento 1):107 Resumen: El 90% de las prescripciones de antibióticos se realizan en atención primaria y, por tanto, pasarán por el farmacéutico comunitario. Además, el 36% de estas son consideradas prescripciones inadecuadas. OBJETIVO: el objetivo global consiste en reducir las resistencias a antimicrobianos utilizados para tratar infecciones dentales mediante el diseño de un protocolo con el que se consiga mejorar el uso de los antibióticos, incidiendo sobre 3 áreas: prescripción, paciente y automedicación.

MATERIAL Y MÉTODOS: para alcanzar este objetivo, este trabajo propone una metodología organizada y estandarizada, basada en el uso de la evidencia de las guías clínicas y de las publicaciones especializadas. Para el caso de las infecciones dentales se ha revisado su etiología, diagnóstico y tratamiento antibiótico recomendado.

RESULTADOS: la prescripción se someterá a validación farmacéutica mediante unas tablas elaboradas que incluyen los tratamientos de 1ª y 2ª elección. De esta forma se pretende reducir el número de prescripciones inadecuadas. El tratamiento de elección en infecciones dentales es amoxicilina-clavulánico (AMC) 500/125 mg cada 8 horas durante 7 días, quedando la azitromicina 500 mg cada 24 horas durante 3 días como 2ª elección para casos en los que por ejemplo haya alergia a beta-lactámicos.

  1. Sobre el paciente se actuará asegurándonos que le quede claro todo lo concerniente al medicamento que va a tomar, la forma de hacerlo, posología, duración y posibles reacciones adversas.
  2. De esta forma conseguiremos optimizar al máximo el uso del medicamento y disminuir el incumplimiento.
  3. Se han elaborado unas tablas con el tratamiento de primera y segunda elección que incluyen las instrucciones de toma correcta y las RAM más frecuentes.

Con la AMC en suspensión es importante su reconstitución y conservación (14 días en nevera); la azitromicina se recomienda espaciarla 2 horas si se toman antiácidos. En las RAM de AMC destaca la diarrea persistente y la aparición de exantemas; con azitromicina, atención a los signos de ototoxicidad.

Para disminuir la automedicación, se ofrecerá educación para la salud en forma de consejo y folletos informativos a todo paciente que solicite la dispensación de antibióticos (con o sin receta): dicho folleto además incluirá una tabla para apuntar tanto la posología como la duración del tratamiento Toda esta metodología se resume en un protocolo de atención farmacéutica que pretende facilitar y estandarizar la forma de actuar al aplicar esta propuesta.

Además, se han diseñado 2 fichas de recogida de datos: una con datos de la dispensación y otra al finalizar el tratamiento para valorar el cumplimiento y la remisión de los síntomas. CONCLUSIONES: el farmacéutico comunitario es el último profesional sanitario que ve al paciente antes de que comience su tratamiento.

Su actuación puede mejorar el uso de los antibióticos contribuir a la educación de la población gracias a su cercanía y disponibilidad con gran cantidad de pacientes. Palabras clave: atención farmacéutica, resistencias a antibióticos Editado por: © SEFAC. Sociedad Española de Farmacia Clínica, Familiar y Comunitaria.

© Copyright SEFAC. Sociedad Española de Farmacia Clínica, Familiar y Comunitaria. Este artículo está disponible en la url https://www.farmaceuticoscomunitarios.org/ Este trabajo está bajo la licencia Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivatives 4.0 International License.

Las imágenes u otro material de terceros en este artículo se incluyen en la licencia Creative Commons del artículo, a menos que se indique lo contrario en la línea de crédito. Si el material no está incluido en la licencia Creative Commons, los usuarios deberán obtener el permiso del titular de la licencia para reproducir el material.

Para ver una copia de esta licencia, visite https://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/deed.es_ES

¿Cómo hacer que desaparezca un flemón rápidamente?

Remedios caseros para paliar el flemón – Si el flemón te está causando muchas molestias y mientras acudes a tu odontólogo, puedes aplicar algunos remedios caseros para paliar la sintomatología. Debes tener en cuenta que estos remedios no curan el flemón y que debes acudir a tu dentista cuanto antes para que dé con el tratamiento adecuado y administre la medicación pertinente.

¿Qué es mejor para un flemón ibuprofeno o paracetamol?

Alternativas desde casa – A pesar de que lo mejor que puedes hacer en caso de sufrir de algún flemón es ir al especialista, desde casa hay algunas medidas que puedes tomar mientras acudes a tu cita,

Puedes tomar Ibuprofeno para controlar el dolor, también el paracetamol es indicado. Hacer gárgaras de agua a temperatura media con un poco de sal. No consumas bebidas muy calientes ni muy frías. Trata de seguir una dieta blanda, Evita el hilo dental en la zona afectada.

Recuerda que una adecuada higiene bucodental es la mejor herramienta que puedes tener para prevenirlos.

¿Qué tan grave es un flemón?

Posibles complicaciones de un flemón dental – Muchos pacientes con un flemón dental aguantan las molestias e incluso el dolor sin acudir al dentista, esperando que se revierta sin tratamiento. Cuando van a la clínica demasiado tarde, la infección puede haber avanzado tanto que haya evolucionado a otro problema de salud más grave.

Si la infección no se trata a tiempo ni correctamente puede extenderse a otras áreas del cuello y de la cabeza, Resulta especialmente peligroso en casos en los que el paciente tenga el sistema inmunitario debilitado por otras enfermedades, a veces tan comunes como el asma o la diabetes mellitus tipo I.

Una complicación grave que puede llegar a producirse es una sepsis, Consiste en que el cuerpo libera sustancias químicas para combatir una infección de forma abrumadora y provoca coágulos de sangre y filtración de vasos sanguíneos. En algunos casos priva a los órganos de los nutrientes y el oxígeno necesario, poniéndolos en riesgo.

¿Qué pasa si no me curo un flemón?

3- Periodontitis – Los flemones también pueden estar causados por una enfermedad periodontal (periodontitis). La periodontitis -también llamada piorrea- es una patología que se produce a consecuencia de bacterias alrededor de los dientes y las encías.

¿Qué diferencia hay entre un absceso y un flemón?

Diferencias entre abscesos y flemones – La principal diferencia entre absceso y flemón es que en el primero, el área afectada está localizada y delimitada a la zona del problema, mientras que en el flemón la parte perjudicada abarca mucho más que la zona del problema y generalmente existe presencia de pus.

You might be interested:  Como Descargar Musica En Iphone

¿Qué pasa si me pinchó un absceso dental?

Un absceso dental no puede drenarse en casa, sino que es algo que debe efectuar un dentista, Cualquier intervención casera en un absceso conlleva un riesgo de infección que puede tener consecuencias muy serias, desde perder un diente hasta que la infección prospere en otras partes del cuerpo, agravándose.

¿Cómo drenar un Flemon dental?

Además de examinar el diente y el área alrededor de este, el dentista puede hacer lo siguiente:

Dar pequeños golpecitos en los dientes. Un diente que tiene un absceso en la raíz suele ser sensible al tacto o a la presión. Recomendar una radiografía. Una radiografía del diente doloroso puede ayudar a identificar un absceso. El dentista también puede usar la radiografía para determinar si la infección se ha extendido y ha causado abscesos en otras áreas. Recomendar una tomografía computarizada. Si la infección se ha extendido a otras áreas en el cuello, se puede usar una tomografía computarizada para determinar la gravedad de la infección.

El objetivo del tratamiento es deshacerse de la infección. Para lograrlo, el dentista puede hacer lo siguiente:

Abrir (hacer una incisión) y drenar el absceso. El dentista hace un corte pequeño en el absceso, que permite que drene el pus y luego lava el área con agua salada (solución salina). Ocasionalmente, se coloca un pequeño drenaje de goma para mantener abierta el área y drenar mientras la hinchazón disminuye. Hacer un procedimiento del canal radicular. Esto puede ayudar a eliminar la infección y salvar el diente. Para hacerlo, el dentista perfora el diente, elimina el tejido central afectado (pulpa) y drena el absceso. Luego, llena y sella la cámara de la pulpa y el canal radicular del diente. El diente puede cubrirse con una corona para hacerlo más fuerte, especialmente si se trata de una muela. Si cuidas el diente arreglado de manera adecuada, puede durar toda la vida. Extraer el diente afectado. Si el diente afectado no se puede salvar, el dentista lo sacará (extraerá) y drenará el absceso para eliminar la infección. Recetar antibióticos. Si la infección se limita al área del absceso, es posible que no necesites antibióticos. Pero si la infección se ha propagado a los dientes cercanos, la mandíbula u otras áreas, es posible que el dentista te recete antibióticos para detener la propagación. También puede recomendar antibióticos si tienes un sistema inmunitario debilitado.

Mientras la zona cicatriza, el dentista te podría recomendar estas medidas para ayudar a aliviar las molestias:

Enjuagarte la boca con agua tibia con sal. Tomar analgésicos de venta libre, como acetaminofén (Tylenol y otros) e ibuprofeno (Advil, Motrin IB y otros), según sea necesario.

¿Qué tan peligroso es un flemón?

Posibles complicaciones de un flemón dental – Muchos pacientes con un flemón dental aguantan las molestias e incluso el dolor sin acudir al dentista, esperando que se revierta sin tratamiento. Cuando van a la clínica demasiado tarde, la infección puede haber avanzado tanto que haya evolucionado a otro problema de salud más grave.

  • Si la infección no se trata a tiempo ni correctamente puede extenderse a otras áreas del cuello y de la cabeza,
  • Resulta especialmente peligroso en casos en los que el paciente tenga el sistema inmunitario debilitado por otras enfermedades, a veces tan comunes como el asma o la diabetes mellitus tipo I.

Una complicación grave que puede llegar a producirse es una sepsis, Consiste en que el cuerpo libera sustancias químicas para combatir una infección de forma abrumadora y provoca coágulos de sangre y filtración de vasos sanguíneos. En algunos casos priva a los órganos de los nutrientes y el oxígeno necesario, poniéndolos en riesgo.

¿Qué pasa si no sé drena un absceso dental?

Cuándo consultar al médico – Consulta con tu dentista de inmediato si tienes algún signo o síntoma de absceso dental. Si tienes fiebre e hinchazón en la cara y no puedes comunicarte con el dentista, ve a la sala de emergencias. También debes ir a la sala de emergencias si tienes dificultad para respirar o tragar.

  • Estos síntomas pueden indicar que la infección se ha extendido más profundamente en la mandíbula, la garganta o el cuello, o incluso en otras áreas del cuerpo.
  • Un absceso dental periapical se produce cuando las bacterias invaden la pulpa dental.
  • La pulpa dental es la parte más profunda del diente que contiene vasos sanguíneos, nervios y tejido conectivo.

Las bacterias ingresan a través de una caries o por una grieta o rajadura en el diente y se extienden hasta llegar a la raíz. La infección bacteriana puede provocar hinchazón e inflamación en la punta de la raíz. Estos factores pueden aumentar el riesgo de padecer un absceso dental:

Malos hábitos y cuidados dentales. No tener los cuidados adecuados de los dientes y las encías, como no cepillarte los dientes dos veces al día y no usar hilo dental, puede aumentar el riesgo de problemas dentales. Estos problemas pueden incluir caries dentaria, enfermedad de las encías, abscesos dentales y otras complicaciones de la boca y los dientes. Una alimentación con alto contenido de azúcar. Comer y beber frecuentemente productos con alto contenido de azúcar, como dulces y gaseosas, puede contribuir a la formación de caries, que pueden provocar abscesos dentales. Sequedad en la boca. Tener la boca seca puede aumentar el riesgo de caries dentarias. Por lo general, la boca seca se debe al efecto secundario de determinados medicamentos o problemas relacionados con el envejecimiento.

Un absceso dental no desaparecerá a menos que lo trates. Si el absceso se rompe, el dolor puede mejorar mucho y te hará creer que el problema se ha ido, pero aún necesitas recibir tratamiento dental. Si el absceso no drena, la infección puede extenderse a la mandíbula y a otras áreas de la cabeza y el cuello.

Si el diente se encuentra cerca de los senos maxilares (dos espacios grandes debajo de los ojos y detrás de las mejillas), también puedes desarrollar una abertura entre el absceso y los senos paranasales. Esto puede causar una infección en la cavidad de los senos paranasales. Incluso podrías desarrollar una septicemia, que es una infección potencialmente mortal que se propaga por todo el cuerpo.

Si tienes un sistema inmunitario debilitado y dejas un absceso dental sin tratar, el riesgo de que se propague una infección aumenta aún más. Evitar las caries dentarias es fundamental para prevenir los abscesos dentales. Cuida bien tus dientes para evitar que se formen caries dentarias:

Bebe agua con fluoruro. Cepíllate los dientes durante dos minutos al menos dos veces al día usando pasta dental con fluoruro. Usa hilo dental o un limpiador dental con chorro de agua para limpiar entre los dientes todos los días. Reemplaza el cepillo de dientes cada 3 o 4 meses, o cuando veas que las cerdas están deshilachadas. Ingiere alimentos saludables, limita la ingesta de productos azucarados y de refrigerios entre comidas. Visita periódicamente al dentista para hacer controles y limpiezas profesionales. Considera usar un enjuague bucal antiséptico o con fluoruro para sumar una capa adicional de protección contra la caries dentaria.